top of page

5 ALIMENTOS SALUDABLES QUE PUEDEN CAUSAR MAS DAÑOS QUE BENEFICIOS.


  • Los oxalatos o ácidos dicarboxílicos son compuestos naturales que se encuentran en muchos alimentos, como los vegetales de hoja verde y los frutos secos. A pesar de su estructura simple a base de dióxido de carbono, pueden formar cristales dañinos y alterar los procesos biológicos.

  • Los oxalatos pueden unirse al calcio para formar cristales insolubles que provocan cálculos renales y otros problemas de salud

  • Los oxalatos también pueden inhibir enzimas cruciales en la cadena de transporte de electrones mitocondriales, lo que reduce la producción de energía y estimula la producción de estrés oxidativo

  • Si tiene problemas de salud crónicos que se relacionan con desequilibrios de minerales o una mala flexibilidad metabólica, lo mejor es que minimice su consumo de oxalatos.

  • Evite alimentos con alto contenido de oxalatos, tales como espinacas, almendras, mantequilla de maní y batatas por mencionar algunos.


Sally Norton una experta en oxalatos ha estudiado a profundidad los datos disponibles sobre los oxalatos durante años e incluso creó un guía muy completa sobre este tema, titulada "Toxic Superfoods: How Oxalate Overload Is Making You Sick — and How to Get Better". Norton nos explica por qué estos alimentos que se consideran saludables pueden dañar la salud.

Su formación académica incluye una licenciatura en ciencias de la nutrición de la Universidad de Cornell y una maestría en salud pública de la Universidad de Carolina del Norte, Chapel Hill.

Los conceptos básicos sobre los oxalatos

Los oxalatos son compuestos naturales que se encuentran en muchos alimentos, incluyendo los vegetales de hoja verde, los frutos secos y las semillas. Los oxalatos también se conocen como ácido dicarboxílico, el cual se compone de dos moléculas de dióxido de carbono (CO2). Cuando dos moléculas de CO2 se unen, puede causar un daño importante en la salud, pero la pregunta es ¿por qué?

El problema principal de los oxalatos no es su contenido de CO2, sino su capacidad para formar cristales que interfieren con los procesos biológicos normales. Los ácidos dicarboxílicos, como el oxalato, se caracterizan por tener dos grupos carboxilo (COOH) que, bajo ciertas condiciones fisiológicas, pueden perder protones, y eso los deja con una carga negativa.

Esta carga negativa permite que se unan a iones con carga positiva, como el calcio. Cuando los oxalatos se unen al calcio, forman cristales de oxalato de calcio, que no son solubles y pueden acumularse, lo que provoca que se formen cálculos renales y otros depósitos tisulares.

Los iones de oxalato también inhiben las enzimas de la mitocondria, que ayudan a producir ATP (energía), lo que provoca que se produzca menos energía y que incremente los niveles de estrés oxidativo en el cuerpo.

"Los oxalatos representan una amenaza para la salud de las mitocondrias, ya que reducen su capacidad para producir energía", ~ Sally Norton

Por lo tanto, las personas con una mala función renal no son las únicas que deben preocuparse por los efectos negativos de los oxalatos. Cualquier persona que tenga algún problema de salud crónico, que se relacione con un desequilibrio de minerales o una mala flexibilidad metabólica, para ser mas claro a los lectores, toda persona que padezca de diabetes, obesidad, ovario poliquístico, problemas tiroidales, presión alta, arritmias, Alzheimer , Parkinson's o demencia son las personas más susceptibles a tener daños por éstos alimentos y lo mejor sería minimizar su consumo.

Las erupciones son un síntoma común de la toxicidad por oxalatos

La toxicidad por oxalato puede causar una serie de problemas que son muy comunes, como erupciones que dan mucha comezón y que no tienen una causa aparente.

Utilizar citrato de calcio por vía tópica también puede ayudar a aliviar este problema, ya que produce un efecto doble, primero el calcio se une a los oxalatos y los convierte en precipitados, luego contrarresta la interferencia entre el calcio y los electrolitos, causada por los oxalatos. Norton lo explica de la siguiente manera:

La verdad es que no entiendo del todo por qué el calcio tópico es tan poderoso o cuál es su mecanismo exacto, pero es una excelente opción para tratar cualquier lesión en la piel. Las personas que se depilan o cualquier otra cosa, y que lastiman su piel, solo ponen calcio en su herida y se cura, casi de la noche a la mañana.
La efectividad del calcio para eliminar el oxalato depende de la cantidad de oxalatos que reciba de su alimentación, pero una vez que el nivel es bajo, agregar más calcio puede acelerar su eliminación del cuerpo".

El citrato, como el jugo de limón recién exprimido, también ayudará a disolver los oxalatos.


Alimentos que debe evitar por su alto contenido de oxalatos

Sally Norton menciona varios alimentos que contienen mucho oxalato y que debería evitar si tiene sensibilidad. Algunos de los principales son:

• Espinaca: por lo general, puede contener de 600 a 800 mg de oxalatos! por cada porción de 100 gramos.

• Almendras: por lo general, contienen unos 122 mg de oxalatos por cada porción de 100 gramos. Los frutos secos no son un alimento tan saludable como muchos creen y no solo por los oxalatos, sino también por el ácido linoleico.

“Estas semillas de árboles contienen muchos anti nutrientes que son muy dañinos para su intestino. Los frutos secos son un alimento que, por naturaleza, no se puede digerir. Están diseñados para que su cuerpo no los pueda digerir. Si quiere un intestino sano, no consuma este tipo de alimentos”.

• Mantequilla de cacahuate: puede contener alrededor de 140 mg de oxalatos por cada porción de 100 gramos

• Papas: contienen unos 30 mg de oxalatos por cada porción 100 gramos, lo que se considera alto en comparación con otros vegetales, pero mucho menor que las espinacas o los frutos secos.

• Higos: contienen unos 40 mg de oxalatos por cada porción de 100 gramos.

De manera sorprendente, las fuentes de proteína que contienen colágeno, como la gelatina, el caldo de huesos, la piel de animales, los tendones y ligamentos, los cortes de carne que incluyen muchos tejidos conectivos, como la cola, el cuello y la pierna, así como las vísceras, como el corazón y el hígado, también pueden empeorar su sensibilidad a los oxalatos o el problema de cálculos renales recurrentes. Si este es su caso, lo mejor es que evite cualquier fuente de oxalatos hasta que su intestino sane y pueda tolerarlos.

La relación entre las mitocondrias y la toxicidad por oxalatos

Personas con problemas mencionados arriba no tiene suficiente capacidad para producir energía. Cuando esto sucede, sobre todo a nivel celular en el revestimiento intestinal, también afecta la capacidad del cuerpo para mantener un ambiente bajo en oxígeno en el intestino grueso, lo cual es necesario para mantener las bacterias patógenas que causan inflamación bajo control y mantener la integridad de la barrera intestinal y regular las respuestas inmunológicas.

Los oxalatos tienen un papel protagónico en todo este problema, ya que dañan las mitocondrias y reducen la producción de energía celular. Esta reducción en la producción de ATP también afecta las condiciones anaeróbicas en el intestino grueso, lo que provoca mas infecciones en el intestino grueso.

Existe una relación muy estrecha entre las bacterias intestinales y los oxalatos

Una bacteria importante es la Oxalobacter formigenes, una bacteria beneficiosa en el intestino que acelera el metabolismo y regula los niveles de oxalato.

Si bien estas bacterias pueden mitigar algunos de los riesgos asociados con los altos niveles de oxalato, su presencia y eficacia pueden verse comprometidas si los niveles de oxalato aumentan demasiado o si el ambiente intestinal se vuelve inhóspito debido a otros desequilibrios dietéticos o metabólicos.

El exceso de oxalatos altera el sistema intestinal, inhibe las bacterias beneficiosas y mata las poblaciones de oxalobacter, por lo que dejan de producir sus efectos positivos.

Por desgracia, el cuerpo hace todo lo posible para ocultar el daño y que parezca que todo está bien. Entonces, puede ocurrir durante décadas sin que lo sepa. Y de pronto, un día, cuando tiene entre 30 y 40 años, comienza a sentir sus efectos".

Estrategias para minimizar los efectos dañinos de los oxalatos

Les daré un breve resumen de las estrategias y opciones de alimentos que pueden ayudar a minimizar los efectos dañinos de los oxalatos o ayudar a eliminarlos de su cuerpo:

Limitar su consumo de alimentos con alto contenido de oxalatos: es lógico, consumir menos alimentos que contienen una gran cantidad de oxalatos, como las espinacas, las almendras y la mantequilla de cacahuate, reducirá su carga.

Consumir más fuentes de calcio: consumir alimentos ricos en calcio o tomar un suplemento de calcio de alga o de coral, ayudará a que este mineral se una a los oxalatos en el intestino, lo que impedirá su absorción y ayudará a eliminarlos a través de las heces. Algunas fuentes alimentarias de calcio incluyen productos sardinas, brócoli vegetales de hoja verde y otros alimentos fortificados.

Mantenerse hidratado: es fundamental beber suficiente agua, ya que ayuda a eliminar los oxalatos a través de la orina y previene la formación de cálculos renales. La fuente de agua tiene que ser de agua purificada no envases de plásticos .

Equilibrar su consumo de colágeno: aunque el colágeno es muy beneficioso, si tiene sensibilidad a los oxalatos debe consumirlo con moderación, ya que la degradación del colágeno puede estimular la producción de oxalato. Puede consumir fuentes de colágeno, como caldo de huesos, pero con moderación.

Reforzar su salud intestinal: fortalecer su microbioma intestinal a través de alimentos ricos en probióticos, como yogurt, kéfir y vegetales fermentados, sauerkrauts,' kimchi, nato, promueve el crecimiento de bacterias beneficiosas, incluyendo todas aquellas que pueden mantener los oxalatos bajo control, como la oxalobacter.

Consumir citrato: el citrato, que se encuentra en frutas cítricas, como los limones y las naranjas, se une al calcio y oxalato, lo que reduce la formación de cálculos renales. Sin embargo, no se exceda con el ácido ascórbico, ya que el exceso puede convertirse en oxalato. El ácido ascórbico es la forma más común de vitamina C en los suplementos. Si consume suplemento de vitamina C procure que sea proveniente de alimentos completos.

Cocinar bien los alimentos que contiene niveles elevados de oxalato: hervir los alimentos puede ayudar a reducir su contenido de oxalato, ya que terminarán en el agua de la cocción.

Utilizar calcio por vía tópica para tratar las irritaciones de la piel que se relacionan con el oxalato: cuando los oxalatos causan irritaciones en la piel, aplicar calcio por vía tópica puede aliviar los síntomas al precipitar los oxalatos que se encuentran en la herida.


51 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page